¡Descubre todas las partes de una transpaleta manual!

Las transpaletas son una herramienta que no puede faltar en la organización de tu logística, gracias a ellas podemos mover palés y transportar mercancías pesadas con cierta facilidad. Las de tipo manual son de las más utilizadas en el mercado, ¿te gustaría saber más sobre ellas?

En este post del blog de Llorsa Carretillas, empresa especialista en carretillas elevadoras, te explicamos todo su funcionamiento y las distintas partes de una transpaleta manual, ¡continúa leyendo para descubrirlas!

 

Partes de una transpaleta manual:

A continuación, vamos a definir todas las partes de una transpaleta manual convencional, como las que puedes encontrar en nuestra página web:

Ruedas: Encontramos 2 tipos de ruedas, las delanteras, situadas al final de las horquillas para poder mover toda la transpaleta, y las directrices. La función de estas últimas es direccionar toda la carga durante su recorrido.

Mecanismo de elevación: Es la pieza encargada de unir el chasis con el conjunto hidráulico y facilita su elevación.

Muelle de retorno a vertical: Es la pieza impide que el conjunto hidráulico baje bruscamente.

Conjunto hidráulico: Ensamblado a la barra de tracción, permite la elevación del chasis.

Barra de tracción: Esta parte une la empuñadura y el conjunto hidráulico y permite accionar la bomba de elevación de la transpaleta, gracias a ella podemos dirigirla.

Mando de válvulas: Se encuentra en medio de la empuñadura. Con la palanca de mando el operario puede colocarla en diferente posición para realizar el trabajo.

Partes de una transpaleta manual: El Chasis es el esqueleto de la maquinaria, en este caso viene a ser la estructura metálica sobre la que se coloca la carga.

Empuñadura: Esta pieza sujeta la transpaleta y dirige los desplazamientos. Tiene un diseño cerrado para ofrecer seguridad y confort a los usuarios.

Puedes situar todas las partes de una transpaleta manual en nuestra Crown PTH 50, que destaca por su funcionalidad, resistencia y fiabilidad. ¡Seguro que identificas las partes rápidamente!

 

¿Cómo utilizarla?

Para empezar a utilizarla, es importante tener en cuenta que esté en posición de trabajo, a aproximadamente unos 85 milímetros sobre el suelo. Una vez asegurado esto, deberás introducir sus horquillas bajo la carga que deseas mover y a través de las válvulas de elevación podrás transportar la mercancía.

Una vez esté la carga elevada, mediante la barra de tracción el operario podrá efectuar el recorrido que se desee. Como puedes ver, su utilización es relativamente fácil, pero debes conocer bien la herramienta para evitar posibles accidentes y aprovechar sus beneficios al máximo. Aspectos relevantes sobre las partes de una transpaleta manual a tener en cuenta:

– Es importante saber que no hay que emplear la transpaleta en lugares con rampas pronunciadas o superficies inestables o irregulares.

– Tener en cuenta el peso de la mercancía que se va a manipular y no superar la capacidad de la transpaleta manual.

– Dependiendo de la capacidad de maniobrabilidad del operario, siempre se recomienda reducir la carga para evitar esfuerzos innecesarios.

Para hacer uso de las transpaletas en montacargas o plataformas elevadoras, siempre hay que asegurarse que tenga la capacidad para trabajar con seguridad.

– Siempre hay que asegurarse de que la mercancía que se va a manipular está equilibrada y es estable en todo momento.

– Hay que hacer los mantenimientos recomendados por el fabricante de la transpaleta para garantizar su correcto funcionamiento en la vida de la transpaleta.

– Es importante señalizar donde se estacionan dentro del almacén y se debe poner recordatorios visibles sobre las condiciones de uso.

*Para el correcto uso de una transpaleta manual, es recomendable la formación del personal, para evitar daños personales y sobreesfuerzos además de destrozos en mercancías, choques contra objetos y deterioro de instalaciones.

 

Aspectos importantes para elegir tu transpaleta manual adecuada

– El tamaño de los palets: este es un dato importante, ya que si el palet es más pequeño que la longitud de las horquillas de la transpaleta, al sobresalir se pueden dañar otras cargas, pallets o mercancías. Hay varios tipos de medidas de largo de horquillas, la más habitual es el de 1150 mm, pero también existen más cortos para determinados tipos de mercancías o palets, 1000 mm o incluso 800 mm.

También existe el caso contrario en el cual la mercancía sea mucho más larga de lo habitual y otra medida especial de 2000 mm de largo de horquillas.

– Elevación de horquillas: la elevación de las transpaletas manuales suele ser estándar 200mm. Hay otra opción de transpaletas manuales de tijera con una elevación superior, 800 mm aunque estas transpaletas cuando están elevadas no se pueden desplazar.

Capacidad de carga: la capacidad de las transpaletas manuales van desde los 1000 kg (transpaletas de tijera), hasta los 2500 kg que es lo más usual.

Ruedas: las ruedas es un factor importante para saber que tipo de transpaleta es el idóneo. Hay diferentes tipos de ruedas que se adaptan a los distintos entornos de trabajo.

  • Ruedas de poliuretano, estas no dejan marcas en la superficie y trabajan en suelos más delicados.
  • Ruedas de goma, estas están indicadas para evitar ruidos, son más silenciosas, además de proporcionar un mayor adherencia (suelos resbaladizos).

 

Esperamos haberte ayudado a entender el funcionamiento básico de una transpaleta manual y a conocer todas sus partes. Si necesitas asesoramiento en la compra de tu primera transpaleta, puedes contactar con nosotros y nuestro equipo comercial te ofrecerá toda la información que necesites.

Solicita información

¿HABLAMOS?

Rellena el siguiente formulario para que nos pongamos en contacto contigo.