La nueva gama TSP de carretillas trilaterales

El espacio de almacenamiento es cada vez más escaso, por ello la configuración de los almacenes de alta densidad está adquiriendo una creciente importancia logística. En esas instalaciones, la clave de la eficiencia está en el carretilla trilateral: Un caballo de batalla concebido para sacar adelante esas tareas, las más exigentes en la manipulación de materiales. La nueva gama TSP de Crown está específicamente pensada para cubrir esas necesidades.

Precisión y eficiencia en el almacenamiento y la recogida de cargas palletizadas y en las actividades asociadas con el picking en altura, recorrido de largas distancias y transferencia de mercancías entre pasillos: de estas tareas dependen todos los demás procesos en los almacenes. En las aplicaciones de pasillo estrecho esas tareas son dominio exclusivo de la carretilla trilateral, una máquina de diseño preciso, construida para rendir y aportar fiabilidad en un entorno en el que no estar a la altura puede afectar negativamente a toda la cadena logística sin mencionar lo más importante para el usuario: los resultados.

Una carretilla a medida

Como no hay dos aplicaciones de pasillo estrecho idénticas, las soluciones de “talla única” no funcionan. Teniendo esto presente, Crown ha desarrollado tres series de alto rendimiento en la gama de carretillas trilaterales, que ofrecen la velocidad, la capacidad de carga, la eficiencia de consumo y la altura de elevación necesarias para que los usuarios puedan definir una máquina que se adapte exactamente a las características de su aplicación:

  • Carretilla trilateral TSP 6000 – para aplicaciones medias hasta 11,7 metros de altura
  • Carretilla trilateral TSP 6500 – para aplicaciones intensivas hasta 13,5 metros de altura
  • Carretilla trilateral TSP 7000 – para un rendimiento máximo hasta 17,2 metros de altura

Las tres incorporan el innovador mástil MonoLift™ y el asiento MoveControl™, ambos de Crown, además de velocidades de traslación y elevación adaptadas a cada aplicación, sistema eléctrico de 48 u 80 voltios, descenso regenerativo de la plataforma, la mejor visibilidad del sector y mandos de control de diseño ergonómico que simplifican el trabajo y reducen la fatiga del operario provocada por el estrés.

Aunque las aplicaciones de las carretillas trilaterales son muy especializadas, la máquina elegida no tiene por qué limitarse a una única tarea. Por eso Crown ha diseñado la gama TSP con una flexibilidad que permite cubrir distintas necesidades: desde cabinas para trabajar cómodamente en cámaras frigoríficas hasta mástiles auxiliares especiales o posicionadores de horquillas para cargas de formas y tamaños diferentes. Dicho en pocas palabras, el mástil MonoLift™ de Crown alcanza alturas de elevación superiores (hasta 17,145 metros) a mayor velocidad (hasta 0,61 metros/segundo), lo que permite a los usuarios aprovechar al máximo cada ubicación de pallet. La fuerza de torsión y rigidez extraordinarias del mástil MonoLift se logran mediante una sección cerrada con perfiles anidados en forma de I, de acero de alta resistencia, unidos mediante gruesos travesaños que reducen al mínimo las torsiones y el balanceo.

Es el tipo de construcción utilizada en las grúas torre, cuya altura de elevación es varias veces superior. Unas estanterías más altas no tienen que ser sinónimo de ciclos más largos o planificaciones complejas. La gama de trilaterales TSP de Crown proporciona el rendimiento necesario para flexibilizar el almacenaje a cualquier altura. Dicho en pocas palabras, el mástil MonoLift™ de Crown alcanza alturas de elevación superiores (hasta 17,145 metros) a mayor velocidad (hasta 0,61 metros/segundo), lo que permite a los usuarios aprovechar al máximo cada ubicación de pallet. La fuerza de torsión y rigidez extraordinarias del mástil MonoLift se logran mediante una sección cerrada con perfiles anidados en forma de I, de acero de alta resistencia, unidos mediante gruesos travesaños que reducen al mínimo las torsiones y el balanceo. Es el tipo de construcción utilizada en las grúas torre, cuya altura de elevación es varias veces superior.

Unas estanterías más altas no tienen que ser sinónimo de ciclos más largos o planificaciones complejas. La gama de trilaterales TSP de Crown proporciona el rendimiento necesario para flexibilizar el almacenaje a cualquier altura. Tras exhaustivas investigaciones en ergonomía, el asiento de la TSP de Crown presenta los mandos integrados en el reposabrazos, para que el operario tenga apoyo durante todo el turno, y cuatro posiciones giratorias para disfrutar de una visibilidad y confort insuperables sin que la seguridad se vea afectada gracias a la precisión de todas las funciones de la carretilla trilateral.

Durante las tareas de picking, la cómoda barandilla y las puertas laterales, que deben estar bajadas para que la carretilla trilateral funcione, ofrecen apoyo postural al operario. Los frenos, controlados por ordenador, se adaptan automáticamente a la altura de elevación y a otras variables clave para mejorar el control y reducir al mínimo el balanceo del mástil; los múltiples compartimentos ofrecen un cómodo espacio para guardar documentos, herramientas y otros elementos necesarios para el operario; y con los pedales de presencia, que dan prioridad a la seguridad, los pies del operario siempre deben estar en una posición natural para que la carretilla trilateral funcione. Hay incluso una alfombrilla microcelular antifatiga que reduce el riesgo de rigidez y molestias en la espalda. Calidad e integridad 

Más del 85% de los componentes de las carretillas Crown están diseñados y fabricados por la propia empresa.

El diseño, el desarrollo de productos y la ubicación de fábricas en diferentes puntos del planeta, siempre a la vanguardia, han hecho que los productos Crown tengan una excelente reputación por su fiabilidad y avanzada tecnología. Todo ello redunda en beneficios reales: un alto rendimiento y coste bajo de propiedad. Y como al final de su vida útil el 99% de la carretilla es reciclable, Crown es uno de los líderes en productos respetuosos con el medio ambiente que cumplen –y en muchos casos, superan– la legislación ambiental.

Los completos test de pruebas, en condiciones reales y con carga máxima, garantizan una excepcional resistencia a largo plazo. No es inusual encontrar trilaterales TSP de Crown que siguen dando la talla después de más de 80.000 horas de funcionamiento. Y aunque la potencia siempre es importante, la facilidad de mantenimiento puede tener aún mayores repercusiones en el coste de propiedad. El acceso directo a los diferentes componentes, sin necesidad de desmontar otros, es posible gracias a un diseño cuidadoso, que facilita el mantenimiento y que ayuda a que la máquina esté más tiempo en marcha. A ello hay que añadir que las cubiertas frontales, laterales y superiores, de acero de gran resistencia, se desmontan rápidamente sin herramientas.

Solicita información

¿HABLAMOS?

Rellena el siguiente formulario para que nos pongamos en contacto contigo.