¿Qué es apilador eléctrico? | Todo lo que necesitas saber

El apilador es un medio de transporte interno utilizado para el almacenamiento y apilado de mercancías en un centro logístico. Puede ser manual o eléctrico. En este artículo vamos a contarte desde Llorsa carretillas todo lo que necesitas saber sobre qué es un apilador eléctrico. Empezamos por su definición.

 

¿Qué es un apilador eléctrico?

Es una carretilla elevadora que funciona con una batería de litio o de plomo ácido, facilitando el trabajo de almacenaje y apilado.

Fabricada con materiales ligeros y plásticos, está formada por dos brazos de soporte, paralelos, con ruedas en los extremos y horquillas unidas a un mástil, lo que permite que el pallet se eleve. Todo ello va unido a la máquina, en la que se encuentran el timón y la batería. 

 

Características de apilador eléctrico

Es un medio de transporte interno, ideal para el transporte horizontal y el almacenaje y apilado de mercancía paletizada en lugares reducidos, como los pasillos estrechos, al maximizar la capacidad de maniobrabilidad en dichos espacios.

Existen diferentes modelos, según la posición que ocupe el operario. Se pueden distinguir tres tipos:

  • Con conductor acompañante. El empleado conduce de pie el apilador, desde el suelo.
  • Conductor sobre plataforma. El conductor lo guía de pie, pero desde el propio apilador.
  • Conducto sentado. Como su nombre indica, el operario lo conduce sentado en la propia máquina.

Importante: El operario deberá estar cualificado para su manejo mediante la formación adecuada, así como contar con los permisos necesarios según la normativa vigente. Es imprescindible que el operario conozca a fondo todas las normas e instrucciones que vienen indicadas en el manual de uso y mantenimiento, con el objeto de evitar errores en la conducción y manejo del apilador. El fabricante o distribuidor deberá proporcionar este manual de uso y mantenimiento. 

Antes de su uso conviene realizar una revisión previa de los frenos, batería y las ruedas, así como llevar un mantenimiento adecuado a este tipo de equipo industrial.

 

Ventajas

No cabe duda de que el modelo eléctrico conlleva una serie de ventajas como:

  • Elevación de la mercancía a mayor altura, hasta los seis metros
  • Más comodidad para el operario que realiza el trabajo
  • Ahorro de tiempo
  • Mayor maniobrabilidad 
  • Más capacidad de carga y transporte (capacidad de carga hasta 2000 kg)
  • La fuerza de tracción recae en la máquina

 

Elección del modelo más adecuado

A la hora de elegir el tipo o modelo más adecuado, deberemos tener en cuenta las necesidades de la empresa, el espacio en el que se va a trabajar, el peso y el tipo de carga, la altura a la que se debe almacenar y apilar, el uso diario, etc.

 

Veamos dos ejemplos:

Por ejemplo, si quien adquiere un apilador eléctrico fuera una empresa del sector cárnico, el apilador eléctrico inoxidable sería la elección más adecuada por sus prestaciones: máxima carga y altura, además de un diseño totalmente «higienizable», cumpliendo así los elevados estándares de higiene que son necesarios para trabajar en dicho sector.

En suma, teniendo en cuenta todo lo anterior, lo mejor es elegir un modelo que conlleve las prestaciones adecuadas a las necesidades de la empresa.

Sin olvidar ventajas como una mayor visibilidad hacia los lados, mejor maniobrabilidad en pequeños espacios, una potencia de carga elevada, un manejo fácil y cómodo, mejor seguridad de la carga…

Esperamos que este artículo te haya servido para saber qué es un apilador eléctrico. En Llorsa carretillas somos especialistas en carretillas y apiladores eléctricos. Contacta con nosotros, te asesoramos teniendo en cuenta siempre las necesidades de tu empresa.

Solicita información

¿HABLAMOS?

Rellena el siguiente formulario para que nos pongamos en contacto contigo.